Chatbot en tu estrategia de Marketing Digital

chatbots y marketing digital en la empresa

¿Te imaginas ser atendido por un robot en tu frutería habitual? Aunque no lo creas, más de una vez te ha pasado comprando online.


¿Qué es un ChatBot?

Un ChatBot es un software informático capaz de “conversar” con una persona real. Generalmente, responde a peticiones predeterminadas, aunque, gracias a la IA (Inteligencia Artificial) cada vez más son capaces de generar una conversación improvisada y fluída.

La Inteligencia Artificial permite a los ChatBot aprender. Cuánto más interactúe un ChatBot con personas reales, mayor será su aprendizaje ante determinadas preguntas o argumentos, por lo que crecerá su capacidad de generar una respuesta correcta.

Chatbot en empresas para el marketing digital

¿Para qué se utiliza?

El uso de ChatBots crece poco a poco en los últimos dos años en España. Ya es un 12% de las empresas en españolas las que utilizan el software de inteligencia artificial y un 30% está estima que está en fase de implementación.

Según la mayoría de empresas, con un ChatBot no pretenden sustituir a las personas humanas para el trato en atención al cliente (a día de hoy) , pero sí buscan agilizar tiempos de atención y responder consultas rápidas sobre productos o servicios que puedan ser respondidas por una IA. En el caso de que la consulta requiera atención personal o la IA no sea capaz de tratarla, la desviaría automáticamente a un agente.

¿Dónde se usa?

La implementación de estos ChatBot se realiza sobre una plataforma de chat en vivo, como puede ser Facebook Messenger, WhatsApp o Telegram.

Básicamente estará implementado en cualquier canal donde el usuario pueda realizar alguna consulta a través de mensajería instantánea.

¿Cómo conseguir un ChatBot para mi web/red social/plataforma?

Existen miles de empresas que comercializan sus propios ChatBot desarrollados con Inteligencia Artificial.

Un ChatBot muy extendido es el de Zendesk:

¿Es recomendable el uso de un ChatBot?

Nuestra opinión es que el ChatBot debe ser un recurso más para atender a nuestros potenciales clientes. Contestar al usuario en pocos segundos, puede suponer la diferencia entre captar su atención o que acabe en otra web.

Pero por supuesto, no podemos perder la atención personalizada. Utilizar inteligencia artificial puede dar al cliente una sensación totalmente contraria de la que buscamos si no se utiliza de forma correcta.